Se puede decir que la enfermería es una de las profesiones más antiguas que existen, pues se ha practicado a la par de las enfermedades, que han existido a la par de la misma humanidad. La enfermera como tal, nace como el complemento y asistencia para los médicos, los cuales a través de la experiencia y la observación cotidiana comenzaron a tener una gran participación en los cuidados de la salud. En este artículo hablaremos, pues, sobre los símbolos que identifican completamente a este personaje, es decir, la cofia, la lámpara y los uniformes de enfermera.

Es innegable que la evolución de la enfermería como actividad se encuentra ligada a los avances que se han tenido con la medicina, así como la tecnología y en su caso con lo científico. Los símbolos que la señalan se entienden como la estructura ritualista de sus recursos más sistemáticos, es decir, los movimientos, objetos, gestos, ropa, etcétera.

La cofia y el uniforme son elementos que se encuentran dentro de la estructura y principalmente en las normas dentro de un centro médico, donde este último es determinante para poder proyectar un esquema corporal serio, así como se ha dicho en otras entradas, el buscar que los pacientes tengan la confianza de que las personas que lo están atendiendo son profesionales, cuidadosas e higiénicas.

Cabe mencionar que, anteriormente, se tenía la idea y el estereotipo por parte de la sociedad con respecto a la vocación de la enfermería, ya que se pensaba que era un rol plenamente femenino, no obstante, esto ha ido cambiado con el tiempo, pues en la actualidad, y desde hace ya varias décadas, la población masculina se ha interesado en los cuidados y las principales actividades que se tiene dentro de esta área.

Por otro lado, se debe reconocer que los profesionales del área de enfermería conservan la vocación y los elementos más humanistas, los cuales son importantes para la atención de cualquier ser humano. No obstante, en la actualidad, la enfermería sigue teniendo los símbolos que anteriormente se tenían, como se dijo anteriormente, la lámpara, la cofia y el uniforme, de los cuales queremos hablarles brevemente a continuación:

  • La lámpara: este producto se ha retomado como un símbolo de esta actividad pues después de la guerra de Crimea, la gran Florence Nightingale por las noches alumbraba con una lámpara a los heridos en cada uno de los recorridos que realizaba en los campos de batalla. Este símbolo demuestra que es la luz la que se requiere en todos los actos de cuidados, además de ser un símbolo de claridad y conocimiento y la iluminación que llega a brindar el saber y la calificación que tiene el personal. Además que es una interacción respetuosa con el otro.
  • La cofia: al ser una prenda de color blanco representa el honor y la distinción, así como la responsabilidad del profesional con respecto a los cuidados que se le dedican a las personas mientras están en un hospital. Por otro lado, la cofia tiene una función epidemiológica, que es la de poder proteger el pelo de la enfermera y de esta forma evitar que caiga sobre el paciente, así como en el campo de trabajo, y que intervenga con la salubridad tan necesaria en estos espacios y ambientes. Por este motivo, debe estar recogido y colocado dentro de la cofia.
  • Los uniformes de enfermera: son el símbolo del autocuidado, pureza, limpieza y sobre todo del apoyo para las personas que se están atendiendo, así como las familias de los mismos y tener un contacto completamente transparente, respetuoso y sincero.

Por lo tanto, esta profesión está dedicada al cuidado de la salud del ser humano, y está fundamentada en la ciencia médica, pues una enfermera se dedica básicamente a realizar el diagnostico, así como con el tratamiento básico de los problemas de la salud que no requieran de intervenciones más drásticas de un doctor. Cabe mencionar que el enfoque que tiene el enfermero está centrado en el estudio de una respuesta de los individuos o de un grupo, principalmente en un problema de salud.

Desde otro tipo de perspectiva, las enfermeras son el complemento o en su caso, la suplencia de las necesidades que tienen los seres humanos de cuidarse a sí mismos, desde un punto de vista biopsicosocial o en su caso holístico. El pensamiento crítico de un enfermero logra tener como base la fundamentación de retos y preguntas ante una situación compleja y el cómo poder actuar ante dicha situación. Esto es el sistema de la práctica que se tiene con la enfermería, pues proporciona un mecanismo por el cual un trabajador de enfermería utiliza sus opiniones, habilidades y conocimientos para poder diagnosticar y tratar la respuesta que tienen los clientes a distintos cuidados.

Cabe mencionar que muchas personas que se dedican a esta profesión tienden a considerar anticuados los símbolos que anteriormente acabamos de mencionar, o en su caso que ya no tienen tanta importancia para el trabajo diario y profesional. No obstante, quien  practica esta profesión sabe qué significado tienen estos accesorios, pues los uniformes de enfermera, desde hace muchos años, se han logrado asociar con la simbología que les logra dar un significado importante en la profesión.

Por ello, en Priatelia Uniformes entendemos que cada uno de los accesorios que se utilizan en la industria de la salud son de suma importancia, y por este motivo nos dedicamos a realizar diferentes tipos de uniformes que están enfocados a poder satisfacer las necesidades de esta industria. Le invitamos a que visite nuestro catálogo de productos en donde podrá conocer lo que realizamos, y no lo dude, estamos para servirle.

La simbología presente en los uniformes de enfermera

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *